sábado, 27 de noviembre de 2010



Ne m'est plus rien égal
Je sais je n'ai offert que des bouquets de nerfs


como cuando los libros

componían la muralla

blindada por aquello

que se me revelaba sólo a mí


sobre las multitudes de la plaza

en la torre de espino

con las tildes punzantes

los aleteos oscuros

hiriente

haciendo arder la luz en las pupilas


devorando las letras

para saciar un hambre que no es este










2 comentarios:

i (que no Ye) dijo...

AAgh, qué rabia que rompa así de bien y no entenderle ni jota.

y

Ahay, los libros...

Clara dijo...

Bah, seguro que lo entiendes sin necesitar la letra.
Aunque si quieres si quieres intento traducirte (que tiene tela).

Sí, los libros...